Liposucción Láser: ¿Funciona? ¿Efectos secundarios?

lipo laser efeectos secundarios

¿Qué es la liposucción láser?

Similar a la liposucción tradicional, la liposucción láser se realiza bajo anestesia local.  La liposucción láser funciona al pasar un cable de fibra óptica muy delgado debajo de la piel que lleva un rayo láser que calienta los tejidos a 900 grados, derritiendo así la grasa.

¿Es efectiva la liposucción láser?

Cuando se estudió e introdujo por primera vez a principios de la década de 1990, el tratamiento de liposucción láser no recibió la aprobación de la FDA, ya que no se demostró ningún beneficio real. A principios de la década de 2000, sin embargo, se introdujeron nuevos láseres que posteriormente obtuvieron la aprobación de la FDA.

Varios estudios indican que el láser es efectivo y proporciona beneficios en términos de reducción de grasa y estiramiento de la piel. Sin embargo, nunca ha habido un buen estudio que demuestre que el láser tensa la piel más que cualquier otro método de liposucción.

No existe una ventaja clínica para la liposucción con láser sobre los procedimientos de liposucción tradicionales.

Efectos secundarios y complicaciones de la liposucción con láser

La liposucción láser puede parecer una gran opción en la superficie. Sin embargo, muchos cirujanos plásticos advierten que a menudo tiene consecuencias graves.

Donde la liposucción tradicional utiliza un vacío conectado a una cánula delgada[tubo] para eliminar la grasa, la liposucción láser la derrite a través de altas temperaturas. Debido a que los diferentes tejidos absorben el calor de manera diferente, esto resulta en una textura desigual de la grasa subcutánea y los tejidos conectivos.

Imagínese lanzando una mezcla de grasa, músculo, tendones y tejido conectivo en una sartén.  Cada tejido reaccionará de forma diferente a la alta temperatura. Algunos más rápido que otros desnaturalizarán. Un contacto más largo resultará en una quemadura o carbonización profunda del tejido. Estos tejidos tardan mucho tiempo en ser limpiados por el cuerpo.

Si la idea de la grasa carbonizada no suena muy atractiva, la idea de las quemaduras de tercer grado es aún más horripilante. Cuando se producen quemaduras en la piel por la liposucción láser,  éstas son de tercer grado y siempre dejan cicatrices desfigurantes.

También existe un mayor riesgo de infecciones con la liposucción láser, mientras que con la liposucción tradicional, las infecciones y los efectos secundarios son poco frecuentes.

Si se está preguntando qué tan comunes son estos efectos secundarios y complicaciones, permítanos compartir algunas estadísticas.

Según las pruebas actuales disponibles, aproximadamente el 1% de los procedimientos con láser producen complicaciones, en comparación con las tasas de complicaciones de la liposucción tradicional de menos del 0,3%. La liposucción láser también tiene una tasa de revisión de 3.5% a 7.3%, lo que significa que las personas con frecuencia tienen que regresar y arreglarse las cosas.

Las investigaciones realizadas a partir de 2013 indican que el 89,5% de los cirujanos plásticos utilizan la liposucción tradicional, mientras que sólo el 10,5% utiliza el láser.

Lo importante es tener en cuenta que aproximadamente el 40% de los procedimientos de liposucción láser son realizados por profesionales no especializados con muy poca formación quirúrgica. Estos incluyen obstetras, ginecólogos, dermatólogos, cirujanos ortopédicos y médicos de familia. Aunque algunos pueden tener entrenamiento avanzado, muchos no están capacitados para realizar este procedimiento.

Aún así, los cirujanos plásticos pueden utilizar el láser en algunos casos. Sin embargo, están bien versados en varios tipos de procedimientos quirúrgicos y pueden ofrecer las mejores alternativas. Sólo tenga en cuenta que si decide someterse a la liposucción láser, su elección de proveedor será crítica, ya que los riesgos de complicaciones aumentan cuando se trata de cirujanos sin experiencia.

Otra cosa importante a considerar son los procedimientos futuros que usted pueda necesitar o querer. Como la liposucción láser mata los vasos sanguíneos, esto puede hacer que sea más arriesgado realizar una abdominoplastia secundaria o una cirugía estética de abdomen, ya que ahora se ha interrumpido el suministro normal de sangre. Como paciente, usted puede limitar sus opciones quirúrgicas futuras.

¿La liposucción láser es mejor que la liposucción tradicional?

Como consumidor, es importante conocer las tácticas de marketing que se pueden utilizar para promover la liposucción láser como una mejor opción.

Puede que oigas eso:

-Los resultados se notan antes
-Es menos invasivo
-Es más efectivo
-Tiene un tiempo de recuperación más rápido
-Da lugar a una menor pérdida de sangre
-Proporciona un estiramiento superior de la piel
-Es menos doloroso

Sin embargo, he aquí algunos hechos a tener en cuenta:

-No existen pruebas para mostrar una diferencia clínicamente significativa en la puntuación de dolor entre los dos procedimientos.
-En cuanto a los resultados, no se han encontrado diferencias en la satisfacción de los pacientes entre los dos procedimientos.
-No hay diferencia en la pérdida de sangre entre los dos procedimientos. La liposucción estándar sólo conduce a una pérdida mínima de sangre. Típicamente, se pierde menos de un 1% de sangre durante el procedimiento.
-Si bien la liposucción láser a menudo se sugiere como un procedimiento «no invasivo», esto no es del todo cierto. «La liposucción láser es la liposucción tradicional. La liposucción láser todavía utiliza una cánula para eliminar la grasa».
-La liposucción láser es menos eficaz en el tiempo que la liposucción tradicional.
-La liposucción láser produce más efectos secundarios y complicaciones que la liposucción tradicional.
En general, el abrumador consenso de toda la investigación científica realizada hasta ahora muestra que no hay ventajas de la liposucción láser sobre los procedimientos de liposucción tradicionales.

Enlaces de interés:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *