Después de una mala experiencia, ¿Se puede corregir una mamoplastia?

Después de una mala experiencia, ¿Se puede corregir una mamoplastia?

En Dr. Guevara Cirugía Plástica, a menudo se nos piden que realicemos revisiones de los aumentos de senos realizados en otros lugares. Los pacientes pueden desear una revisión por muchas razones, y nuestra meta es ayudar a cada uno a lograr los resultados que deseaban desde el principio.

Muchas mujeres vienen en busca de una revisión debido a la infelicidad con el tamaño de sus senos después de los implantes. Ya sea que sean demasiado grandes o demasiado pequeños, ocasionalmente los pacientes cambiarán de opinión y terminarán queriendo un implante más pequeño o más grande. También puede ser que el cirujano no haya escuchado cuidadosamente las preferencias del paciente. Para corregir un problema de tamaño, primero determinamos si los implantes originales son demasiado pequeños o demasiado grandes. Para implantes demasiado pequeños, normalmente liberamos la cápsula (membrana alrededor del implante) superior y media, luego insertamos un implante más grande. Para aquellos que son demasiado grandes, necesitamos hacer un ajuste de bolsillo para que el bolsillo sea más pequeño. Generalmente la piel se encogerá satisfactoriamente.

Otro problema común es la posición del implante original. Si los implantes son demasiado altos o demasiado bajos, estos son los ajustes más fáciles de hacer, el pliegue del seno puede ser levantado o bajado, a veces bajo anestesia local.

La caída, es otra dolencia desafortunada que podemos arreglar. La caída (ptosis) del seno se puede corregir con un levantamiento de senos, el cual eleva el seno a una posición más «juvenil».

Algunas veces, las mujeres se presentan con ondulación del tejido, que generalmente se observa con un implante de solución salina o un implante subglandular (en la parte superior del músculo). Esto puede mejorarse enormemente cambiando a un implante de gel de silicona y/o moviendo el implante por debajo del músculo.

De vez en cuando veremos a una paciente con una cresta visible de tejido mamario inferior a la areola que es más visible cuando levanta los brazos. Esto es generalmente una indicación de que la paciente tenía una mama tuberosa antes de la cirugía, una condición en la que hay una distancia muy corta entre la areola y el pliegue. El problema es que no hay suficiente tejido mamario para llegar hasta el pliegue. Frecuentemente no es necesario tratar esto, ya que rara vez es visto por alguien que no sea el propio paciente. Esto se puede mejorar levantando el pliegue del seno o colocando el implante en la parte superior del músculo.

No es inusual que un paciente tenga una combinación de problemas y más de un procedimiento tendrá que ser realizado durante la cirugía. En casi todos los casos de revisión, hay una buena posibilidad de mejora.

Enlaces de interés:
5 ventajas de la Lipofilling
3 razones para elegir una liposucción en Bogotá
¿Nadar después del aumento de senos?
Implante de pantorrillas: Preguntas frecuentes
Tratamiento con Botox – Paso a Paso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *